CONDEABOGADOS TE ASESORA: RECUPERA EL DINERO DADO A PROMOTORES QUEBRADOS

Compré una casa en la costa para mis vacaciones, la promotora quebró y nadie me devuelve las cantidades que entregué a cuenta. ¿Qué hacer? Conde Abogados lo explica con detalle.

La Ley 57/1968, de 27 de julio, afecta a la entrega de cantidades anticipadas en la construcción y venta de viviendas. Establece que los promotores deben garantizar la devolución de las cantidades entregadas a cuenta. Se debe garantizar  mediante un seguro o un aval bancario. Deben cubrir que la construcción no se inicie o no llegue a buen fin por cualquier causa en el plazo convenido. La realidad es que estos seguros y avales no se entregaron al comprador y, por tanto, no se respetó el marco legal establecido.

Por otra parte, esta norma también obligaba al promotor a percibir las cantidades entregadas a cuenta a través de un banco o caja de ahorros. Debían depositarse en una cuenta especial, con separación de cualquier otra clase de fondos del promotor. Unicamente podría disponer para la construcción de la vivienda. Para la apertura de estas cuentas, el banco o caja de ahorros, bajo su responsabilidad, debía exigir la existencia de ese aval o seguro.

Concurso de acreedores del constructor o promotor.

La crisis económica ha conllevado que dichos promotores y constructores hayan entrado en concurso de acreedores o sean insolventes. Esto complica o impide que los compradores recuperen lo entregado.

Sentencias recientes obligan a los bancos y cajas a devolver el dinero adelantado  más intereses legales.

La Sentencia del Tribunal Supremo de 17 de marzo de 2016, de la que existen además antecedentes en el mismo sentido, ha sido analizada por Conde Abogados.

Esta examina el caso en el que la cuenta fue abierta por el banco sin exigirse las garantías previstas.

La promotora no contrató ni el seguro ni el aval que exigía la Ley 57/1968.

Responsabilidad del banco.

La sentencia condena a la entidad de crédito demandada a devolver a los demandantes la cantidad de 107.700 € más intereses legales.

«Los bancos no son terceros ajenos a la relación entre comprador y vendedor de promociones inmobiliarias«, señala Dª. Rosa Gutiérrez Conde.

Muy al contrario, “supone la imposición legal de un especial deber de vigilancia sobre el promotor al que concede el préstamo a la construcción para que los ingresos en la única cuenta que tenga con la entidad, especialmente si provienen de particulares como en este caso, sean derivados a la cuenta especial que el promotor deberá abrir en esa misma o en otra entidad pero, en cualquier caso, constituyendo la garantía que la entidad correspondiente habrá de exigir».

En la práctica, esto supone que a los compradores que dieron dinero a cuenta para una vivienda a promotores se les da la posibilidad de reclamar esa cantidad al banco cuando la obra no se haya iniciado o llegado a buen fin por cualquier causa en el plazo convenido.

Desde Conde Abogados aconsejamos a nuestros clientes que nos consulten su caso, contacte con nosotros, siempre entregamos presupuesto cerrado.

Este articulo tiene 1 comentarios

  1. Laura Responder

    Quiero agradecerle a Rosa Gutiérrez Conde el tiempo que me ha dedicado,ayudándome y aclarándome muchas dudas.
    Recibí un trato muy agradable y sincero.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *