IMPUGNACION DE ADJUDICACIÓN DE CONTRATOS PUBLICOS DE OBRAS, SERVICIOS, CONCESIONES, ETC.

Recientemente se ha ganado en Conde Abogados un Recurso Contencioso Administrativo en el que se impugnaba la adjudicación a nuestro cliente de un concurso público de servicios.
Una vez resuelto, realmente, los tiempos que se barajan de tramitación en Andalucía, en torno a 2/3 años fácil nos hace pensar en la ejecución de estas Sentencias cuando, ya otro contratista está prestando el servicio e incluso ha finalizado el contrato, y además, la implacable subida de precios de materiales y costes en general hace que el contrato original, el precio del contrato, haya quedado desfasado.
Si bien es cierto que el Tribunal Supremo es constante en reconocer el derecho a la indemnización de los perjuicios causados al licitador que fue excluido y al que se le reconoce posteriormente que en realidad él debió ser el adjudicatario determina que tal indemnización debe consistir en el pago de los daños reales y efectivos que haya sufrido, los cuales habrán de probarse. Un buen dictamen pericial de daños o la oportuna aportación de pruebas de los mismos mediante facturas abonadas (por ejemplo Escritura de asesores para la elaboración de la oferta, Escritura de compromiso de constitución en UTE, etc., etc.)
A falta de dicha prueba, se suelo establecer una indemnización consistirá en el pago del llamado beneficio industrial que es el 6% del presupuesto de la licitación o del presupuesto de ejecución material si se trata de un contrato de obras.
Sentencias interesantes:
Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León de 31 de enero de 2003:
Contrato de obras.La indemnización consistirá en el 6% de beneficio industrial del presupuesto de ejecución de la obra.

Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid de 25 de mayo de 2007:
Contrato de concesión del servicio de escuela municipal de música y danza.
• La indemnización de perjuicios, a falta de acreditación de los daños realmente causados, consiste en el beneficio industrial, que es el 6% del presupuesto de ejecución material.

• Al ser un contrato plurianual, no hay acreditación de que el beneficio se obtendría en los seis años de duración del contrato, por lo que sólo se concede respecto del primer año.

• No procede la indemnización solicitada por daño moral al no haberse acreditado el descrédito, menoscabo o mala fama que el contratista haya podido sufrir en el ámbito de su actividad como consecuencia de la falta de adjudicación del contrato a su favor.

Sentencia del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco de 31 de enero de 2023:
Contrato de servicios.
• Al ser un contrato de servicios plurianual, se reclamaba indemnización por los años en los que el recurrente no pudo prestar el servicio.

• Procede percibir el beneficio industrial por el tiempo en que no ejecu-tó el contrato, que “siempre se ha considerado que es el 6% del presupues-to de ejecución material”.

• No procede la indemnización del 13% en concepto de gastos genera-les porque dichos gastos “se devengan por la prestación del servicio con-tratado y no por su inejecución”.

Sentencia de la Audiencia Nacional de 6 de abril de 2023:
https://www.poderjudicial.es/search/AN/openDocument/0b19c446908d74cea0a8778d75e36f0d/20230510

En esta, se concede una indemnización igual al precio del contrato, considerando que la no adjudicación de un contrato cuando en realidad se tenía derecho a ella, causa al contratista una serie de perjuicios que no se cubren con el pago de la indemnización del 6%. Señala que:
Habida cuenta del tiempo transcurrido y ante la eventualidad de que el contrato ya haya sido ejecutado, se fija en favor de la recurrente el derecho a cobro de una in-demnización de 198.435 €, valor de su proposición económica.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *